"MINYONS VALENCIANS - POLICIA VALENCIANA" blog per a la difusió de les noticies relacionades amb el mon de la SEGURETAT PÚBLICA des de gent de CCOO

miércoles, 9 de junio de 2021

Porqué afiliarse a CCOO en Policía.


De un tiempo a esta parte hay muchas personas jóvenes que se acercan al sindicato y nos preguntan. 

En la empresa privada en general la gente se encuentra fundamentalmente con las opciones de CCOO o UGT. Durante los últimos años 80, 90, en la admón. local también era la tónica general, luego empezaron a surgir “sindicatos de todo tipo”, lo que ha provocado una enorme atomización de la representación sindical. Y ello, aunque en términos de representatividad, la suma de los Sindicatos de Clase (CCOO y UGT) sigue siendo mayoritaria, con diferencia, en el sector.

En el caso de policía local, la atomización es aún mayor. No hay colectivo específico en la admon local con tanto sindicato. Si bien es cierto que las últimas sentencias en materia de representatividad y presencia en las mesas de negociación han simplificado un poco el panorama, haciendo que unos se disuelvan e integren en otros o bien que varios se confederen bajo unas mismas siglas evitando dispersión del voto.


Porqué Sindicato de Clase.


CCOO nace de la organización espontánea de trabajadores y trabajadoras en los centros de trabajo en época franquista. Ante los problemas y las condiciones de vida que debían mejorarse, se organizan en comisiones y eligen a quienes han de dar la cara por todas y todos.

Esta realidad inicial va dando cuerpo a una organización sindical sólida y extensa que acabó convirtiéndose en lo que es hoy: La primera organización social de este país.

El objetivo de aglutinar las luchas y reivindicaciones de todo el entramado productivo y de servicios hacia una mejora global de las condiciones de trabajo, salariales y vitales de las trabajadoras y trabajadores, en beneficio de todos y no sólo de unos pocos, está en la esencia del sindicalismo de clase.

El prestigio, la reputación, el reconocimiento social, político, económico de la importancia de CCOO en nuestro país y en el ámbito internacional hace que cualquier lucha, reivindicación o colectivo vean multiplicadas la importancia de estas.


La afiliación de policía en CCOO.


Las funcionarias y funcionarios de los cuerpos policiales en aplicación de la Ley 2/1986 tienen definidos unos derechos sindicales y de representación limitados.

El personal de la Guardia Civil por su naturaleza militar no puede tener sindicatos.

El personal de la Policía Nacional no puede afiliarse a sindicatos de clase.

El personal de Policía Local si puede afiliarse a sindicatos de clase, pero desde 1986 tiene prohibido el ejercicio del derecho de huelga.

Una laguna legal ha dejado a las policías autonómicas en un limbo legal que permite la afiliación a sindicatos de clase.


Durante los años 70 la afiliación de policías locales a los sindicatos de clase fue determinante para que la aprobación de la Ley 2/86 asumiera esa realidad dada la convivencia de todos los empleados de la admón. local y la regulación común de sus condiciones de trabajo.


Cómo nos organizamos.


Las personas de policía local afiliadas a CCOO nos encuadramos dentro de la sección sindical correspondiente de cada ayuntamiento. Y participamos de la vida colectiva de afiliados y afiliadas.

Para tratar las cuestiones peculiares y específicas (cuadrantes, uniformidad, materias de índole técnico, etc) constituimos en el seno de la sección sindical comisiones de trabajo propias y aportamos al conjunto de asuntos a tratar e incorporar a las plataformas reivindicativas o convenios colectivos aquellas que pueden tener un tratamiento específico y aquellas que puedan repercutir en otros colectivos.

Por otra parte, y desde una dimensión autonómica, todas las policías y los policías de CCOO nos encuadramos en la Agrupación Sindical de Policía Local (ASPL), puesto que hay un marco de negociación y participación institucional que nos es propio y que viene fijado por las leyes específicas del colectivo.


Representatividad.


Ya hemos dicho que CCOO es la primera organización social de este país. Por número de afiliados y afiliadas, por el número de delegados y delegadas y por nuestra presencia en todos los ámbitos institucionales de participación.

Por ejemplo en la Comisión de Coordinación de Policía Local de la Comunidad Autónoma Valenciana con el 37,5%  de los representantes en la misma, también UGT y CSIF.

Pero además este carácter de sindicato “más representativo” nos permite y garantiza la presencia en los foros donde todo se trata aquello que atañe a la seguridad pública y en especial a policía local.

Formamos parte de EuroCOP, la organización que agrupa a los más importantes sindicatos policiales del continente.


En todas las luchas. Ante todos los problemas.


CCOO hemos encabezado constantemente luchas y reivindicaciones en beneficio de la seguridad pública como un derecho básico de la ciudadanía, pues la mejora global de este derecho básico requiere intrínsecamente la mejora integral de servicios y de nuestras condiciones de trabajo.

En los años 90 reclamando la ley de coordinación, su desarrollo y mejora que se alcanzo en el 99 con la reclasificación profesional, la consolidación del derecho a segunda actividad, el establecimiento de la primera Norma-Marco (descafeinada a posteriori por reformas legales, segunda N-M en 2003).

En los 2000 con las luchas por la anticipación de la edad de jubilación y la negociación de la nueva Ley de Policía Local (menospreciada por los poderes fácticos municipales).

Y ahora, empeñados en su desarrollo y con la vista puesta en un Servicio Autonómico de Seguridad Pública Valenciana en base al desarrollo necesario del artículo 55 del Estatut.

Y en cada centro de trabajo y plantilla de policía local donde tenemos presencia.


Afílite


Es evidente que todo el trabajo que venimos desarrollando desde los años 80 ha tenido su continuidad gracias al trabajo responsable de quienes formamos parte de CCOO y de quienes han ido incorporándose permanentemente con el ánimo constructivo de seguir avanzando en los objetivos que nos marcamos entonces y que, gracias al trabajo constante, perseverante (a pesar de los malos ratos) han ido cuajando, se han ido consiguiendo.

Ahora tenemos por delante el desarrollo de la 17/17, la lucha incesante por la transparencia, imparcialidad y objetividad en el acceso y la promoción, por la centralización de pruebas y la formación académica….

Queda mucho por hacer. La lucha continua y nunca cesará. Lo importante es tener nuestros objetivos claros, ir adaptando las estrategias a cada momento, saber quienes son nuestros aliados y no cejar en el empeño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario